Martes 26 de Octubre de 2021

INTERNACIONALES

29 de junio de 2021

Por la variante Delta, Reino Unido reportó más de 18 mil casos en un día: su mayor número desde febrero

El gobierno de Boris Johnson estrenó este domingo un nuevo ministro de Salud en pleno rebrote de coronavirus y ante el alza de casos producidos por la variante Delta, más contagiosa y originaria de la India.


El nuevo titular del área sanitaria, Sajid Javid, tomó las riendas de la estrategia británica contra la pandemia justo cuando el país reportó más de 18 mil casos de COVID-19, el número más elevado desde febrero pasado y con una exitosa campaña de vacunación a cuestas.
 
El nuevo ministro reemplaza al renunciante Matt Hancock, quien presentó su dimisión el sábado después de que se divulgaran fotografías en las que aparece abrazando y besando a una de sus asesoras en su despacho, violando las reglas de prevención que él mismo había impuesto a nivel social.
 
Su asunción se produce en un momento complejo, ya que el Gobierno postergó la desescalada de las restricciones ante un rebrote de casos de la cepa Delta. Además, una facción del Partido Conservador presiona al primer ministro para que reabra la economía por completo cuanto antes. En contraste, científicos le reclaman que actúe con suma cautela.
 
El plan oficial marca el 19 de julio como fecha en la que espera retirar todas las restricciones sociales para evitar contagios en pleno verano boreal. Se trata de un paso que tuvo que retrasarse ya un mes ante el avance del virus.
 
El rebrote de contagios se produce a pesar de un fuerte ritmo de vacunación que se lleve a cabo en todo el país. El 61,2 % de la población adulta ya cuenta con la pauta completa de una vacuna (32,2 millones de personas), mientras que el 83,7 % recibió por lo menos una dosis (44 millones).
 
Un rebrote inesperado
Gran Bretaña atraviesa un rebrote de COVID-19 inesperado. Las altas temperaturas y la exitosa campaña de inmunización hacían presagiar el inminente fin de la pandemia, pero al alarma se desató en los últimos días tras la irrupción en el país de la variante Delta.
 
Las autoridades sanitarias informaron que este domingo se registraron 18.270 nuevos contagios y 23 decesos, muy por encima de los 10.321 casos y 14 muertos del sábado.
 
 
De esa manera, el total de contagios desde el inicio de la pandemia se elevó a 4,7 millones con 128.083 fallecidos, según los datos del Ministerio de Sanidad.
 
Más vacunas y cautela
Este difícil panorama llevó a profundizar la campaña de vacunación. Esta semana se celebra la iniciativa “Aplícate una inyección” con largas filas en centros de inmunización improvisados como en el Emirates Stadium, el estadio del club de fútbol Arsenal, de Londres. En tanto los servicios sanitarios aceleran la distribución de vacunas.
 
En los siete días previos al sábado se registraron en el país 98.460 contagios, un 54,4 % más que en los siete anteriores, y 119 muertes, un 60,8 % más. Además el número de personas hospitalizadas con COVID-19 creció un 10,3 % y ascendió a 1.505, un nivel similar al de finales de abril.
 
El responsable del grupo científico que asesora al Gobierno sobre virus respiratorios, Peter Horby, afirmó que el gobierno no debe “precipitarse” a la hora de levantar las restricciones.
 
En ese sentido aseguró a la BBC que si bien algunos datos son “alentadores”, el país registra “unas tasas de contagio cada vez más altas”. Sin embargo, aclaró que se reportan niveles mucho menores de hospitalización”.
 
”Ese vínculo (contagios y hospitalizaciones) es mucho, mucho más débil, y eso es algo fantástico, aunque no está completamente roto. A medida que veamos más infecciones, también veremos más hospitalizaciones”, alertó.







Fuente: TN.
 

COMPARTIR:

Comentarios