Viernes 14 de Agosto de 2020

  • 12.2º
  • Despejado

12.2°

EL TIEMPO

PROVINCIAL

24 de julio de 2020

Capitanich advirtió: hemos mejorado los indicadores, pero tenemos circulación comunitaria.

El gobernador volvió a pedir “responsabilidad individual y colectiva” de cara al proceso de flexibilizaciones que iniciará el sábado. “Si no nos cuidamos entre nosotros hay mucha gente que no puede trabajar”, dijo.

El próximo sábado 25 de julio será el día que comienza la Fase 1 de la “desescalada” de la cuarentena más dura, lo que implicará una serie de flexibilizaciones, sobre todo para el sector comercial, pero también de actividad física y cultos, todo bajo un estricto protocolo.

 

En ese marco, el mandatario provincial volvió a pedir “responsabilidad individual y colectiva” para encarar este nuevo proceso que atravesará la provincia y puntualmente el Gran Resistencia. “Si no hay conciencia para discernir el peligro de este virus y si no hay responsabilidad individual y colectiva, es muy difícil cumplir todas las etapas de desescalada”, dijo en referencia al plan que inicia el sábado y consta de tres etapas antes de un final llamado “nueva normalidad”.

 

Capitanich remarcó en diálogo con Radio Provincia que “hemos mejorado todos los indicadores, pero tenemos circulación comunitaria”, de manera que “el gran esfuerzo que han hecho nuestros trabajadores de la salud, nuestras fuerzas de seguridad, los comerciantes (los que trabajaron y los que no pudieron trabajar), los industriales, los productores, para sostener la actividad económica indica claramente un dato objetivo de la realidad: tenemos que mantener el distanciamiento social”.

 

“Los movimientos sociales, los sindicatos, etcétera no pueden efectuar reclamos que impliquen aglomeración de personas, lo pueden hacer por la vía virtual, pero hay que cuidar y cuidarse”, dijo en referencia a una serie de manifestaciones que se vienen realizando en la provincia a pesar de las restricciones vigentes.

 

“Si no nos cuidamos entre nosotros hay muchos que no pueden trabajar”, afirmó y señaló que “el principio de solidaridad implica desterrar el egoísmo, entonces si queremos que un comerciante que hoy no trabaja pueda trabajar, tenemos que disminuir sensible y sustancialmente la circulación comunitaria”.

Por eso pidió que “los pacientes que puedan constituir factores de riesgo tienen que estar en sus respectivos lugares. Nosotros tenemos que evitar salir, salvo cuestiones básicas, esenciales e imprescindibles, tenemos que hacer un gran esfuerzo”.

 

“Si nosotros no mantenemos un gran esfuerzo en forma sostenida, los indicadores pueden empeorar y eso implica que los comerciantes no van a poder atender, los dueños de restaurantes no van a poder trabajar, los gimnasios van a tener que restringir sus actividades. En consecuencia todo el esfuerzo puede diluirse producto de la falta de conciencia y responsabilidad”, manifestó.

Además detalló que “estamos en un sendero adecuado en términos de mejoramiento de indicadores, estamos en una estrategia de desescalada de carácter progresivo, pero dependemos claramente de la responsabilidad individual y colectiva” y agregó que “por eso estamos pergeñando un nivel de consenso desde el punto de vista político, económico y social entre todos los actores con el objeto de cumplir una estrategia de desescalada al mismo tiempo que estamos promoviendo una agenda sanitaria que implique desde presupuesto para el años 2021, carrera sanitaria, reivindicaciones, pero sobre todo mejoramiento de la actividad y de la inversión del sistema sanitario para adecuarlo a los nuevos tiempos”.

 

En ese mismo dijo que también “tenemos pendiente retomar el sendero de la agenda educativa, la agenda social que implica mejorar sustancialmente las condiciones de vida de muchos de nuestros hermanos y hermanas que han tenido consecuencias a través de esta pandemia”.

 

“En homenaje a nuestros muertos, a los deudos, a las personas que han perdido sus seres queridos, en homenaje al esfuerzo que han hecho nuestros trabajadores de la salud, en homenaje a los esfuerzos que han hechos todos los ciudadanos y ciudadanas tenemos que hacer un uso muy claro y consciente de la responsabilidad que nos cabe en cada una de las etapas, porque tenemos que convivir un virus muy pernicioso que ha penetrado en el mundo y ha hecho un desastre”, expresó y culminó: “Mientras no haya vacuna, mientras no haya remedio, es necesario tener responsabilidad individual y colectiva”.











 

Fuente: diariochaco.com.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios